Usos fabulosos de peróxido de hidrógeno

El peróxido de hidrógeno es un elemento básico en el botiquín de primeros auxilios debido a sus propiedades antisépticas. Sin embargo, también puede usarlo para obtener los siguientes beneficios:

Lucha contra los hongos en los pies
Coloque los pies en un recipiente con peróxido de hidrógeno y guárdelos durante unos minutos. Es importante que tenga en cuenta que si tiene una herida abierta, sentirá un poco de ardor. Para obtener los mejores resultados, tome este medicamento dos veces al día hasta que el hongo se elimine por completo.


Alivia el dolor de garganta
Mezcle 3 cucharaditas de peróxido de hidrógeno en un vaso de agua tibia y haga gárgaras con esta bebida. Es importante que escupes agua tan pronto como termines.

Blanquea tus dientes
Si quieres darle a tus dientes un toque más blanco y limpio, sumerge el cepillo en peróxido de hidrógeno y cepíllate normalmente. Luego diluya dos cucharadas de peróxido de hidrógeno en un vaso de agua y haga gárgaras, cubriendo todos los dientes. Repita este medicamento una vez a la semana.

Blanqueador de ropa
Si desea eliminar las manchas de sangre, simplemente aplique unas gotas de peróxido de hidrógeno directamente a su ropa. Si desea blanquear su ropa, agregue una taza de esta solución a su ropa de remojo.

Limpiador de axilas
Este producto es ideal para eliminar las manchas que los desodorantes causan en nuestras axilas. Además, también ayudará a combatir el mal olor.

Limpia los platos
Para que tus platos brillen, disuelve dos onzas de peróxido de hidrógeno en el jabón que utilizas. Este remedio lo ayudará a matar cualquier bacteria que pueda acumularse en sus platos y eliminar la suciedad.

Aunque el peróxido de hidrógeno es un producto extremadamente útil, es importante que no exceda las dosis recomendadas, ya que puede volverse extremadamente tóxico en grandes cantidades.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *