¡Compártelo con tus amigos! A menudo asociado con la locura, el discurso autodirigido tendría sus ventajas. Hablar contigo mismo es algo que asociamos erróneamente con locura y anormalidad.